El otro día me di cuenta de una cosa muy curiosa: los escritores no entienden de palabras clave. Parece una broma, pero no lo es. Los escritores y las palabras clave son enemigos declarados, lo que es una lástima… Porque se supone que, siendo escritores, lo de las palabras es lo nuestro.

En mi grupo de Facebook Copywriting para Escritores todos los viernes propongo un juego al personal, cuelgo una imagen y les pido un título y una palabra clave. Es muy sencillo, las palabras clave te posicionan y, por tanto, debes escoger una palabra clave para la que quieras aparecer en las primeras posiciones de Google. Imagina que, este artículo que trata sobre palabras clave para escritores, se titulase El cajón de la tía Juana y las cosas que guarda y que, me diera por escoger como palabra clave El cajón de la tía Juana…

A menos que El Cajón de la tía Juana sea una librería o una escuela de escritores y que pretendas posicionar eso, lo más normal es que llames al artículo palabras clave para escritores y que tu keyword sea: palabras clave para escritores.

Me parece que no es física nuclear.

Os hago un pequeño disclaimer antes de avanzar: no me apetecía demasiado escribir este artículo, porque sé que es bastante técnico y que mucha gente «que solo quieres escribir», ni lo mirará. Pero bueno, he descubierto un agujero negro en este punto entre los escritores y creo que, para cualquiera que quiera ganarse dos perras con las letras, es importante manejarse con las palabras clave, con el copywriting y con el SEO.

Palabras clave y títulos

David Ogilvy, el gran gurú de la publicidad del S. XX, decía que el título era lo más importante de cualquier copy. De hecho, Ogilvy es conocido por emplear más tiempo pensando los títulos que escribiendo los textos. Su frase es sencilla y directa:

De media habrá cinco veces más gente que leerá tu titular, de la que leerá el resto del texto. Por eso, si escribes un buen texto, habrás gastado 80 centavos de tu dolar.

Esto es algo que ya explico en el curso de Copywriting de la plataforma MOLPE. De cada 10 personas que pasen por tu blog solo 2 leerán tu texto, el resto, no pasarán del título. Un título bien escrito, que ofrezca una promesa —una que se cumpla en el texto, no un burdo gancho—, atraerá mucha atención. Si en esa promesa aparecen las palabras clave exactas que está buscando tu lector… Entonces, colega, será amor a primera vista.

¿Por qué? Muy sencillo. Cuando buscas en Internet, no estás buscando conceptos arbitrarios. Ya no buscamos «estructuras» o «personajes». Hemos refinado las búsquedas, porque la herramienta que usamos para buscar información también se ha refinado. Ahora buscamos conceptos muy concretos: «cómo crear estructuras narrativas», «estructura de los tres actos», «arco narrativo de un personaje»…

Tú tienes que refinar tus palabras clave para encontrar a las personas que te quieran leer. Tienes que ponerles las cosas muy sencillas, un título sexy que capte su atención, que les roce la mejilla con un guante de satén y les diga: «marinero, aquí tienes lo que buscas, deja de navegar». Si un escritor, acaba de comenzar su blog y no sabe cómo funcionan las keywords, se irá a Google y buscará «cómo encontrar palabras clave para escritores». Puede que incluso afine más la puntería y escriba: «cómo encontrar palabras clave para un blog de escritor».

Entiende cómo hacemos las búsquedas. Piensa como tus lectores y escoge las palabras clave que ellos están buscando; la diferencia entre que te lean y que no te lean está en eso. Si escoger las palabras clave que te gustan, con las que quieres trabajar y que quieres posicionar, harás un buen trabajo de SEO, sin embargo, puede que no conectes con tus lectores, porque no estás resolviendo sus dudas.

Palabras clave para escritores, ¿qué son?

Lo primero, antes de avanzar en esto es saber qué demonios es una palabra clave. Seguramente, estés harto a estas alturas de todo esto del SEO, del marketing y de los contenidos. Te entiendo y es normal… Pero tienes que comprender que lo necesitas para sobrevivir en este mundillo.

Las palabras clave son los términos que introducimos en Google cuando buscamos información. Por norma general son preguntas que el usuario hace al buscador, Google ha ido refinando sus respuestas y por eso nosotros hacemos preguntas más largas.

Excentrya captura palabras claveBueno, la forma que tiene el buscador de resolver nuestras dudas es arrojando resultados, ordenados de mejor a peor. Si estás buscando «copywriting para escritores», verás que la primera entrada es mía y las dos siguientes también lo son, aunque en este caso son del blog de Ana González Duque. Como puedes ver, tengo bien trabajada esa palabra clave.

Si la búsqueda de palabras clave para tu estrategia de escritor te da problemas, quizá te venga muy bien mi manual Palabras Clave para Escritores. En él encontrarás con detalle toda la información sobre cómo buscar y encontrar las mejores keywords y cómo posicionarte con ellas.

Cómo encuentro mis palabras clave de escritor

Las palabras clave no son algo que esté ahí y con lo que te tropiezas cuando vas andando por la calle. Las palabras clave tienes que buscarlas, tienes que estudiar cómo funcionan y cuál te funciona mejor. No te vale con decir, «voy a escribir sobre farolillos» y liarte la manta a la cabeza con «los 20 farolillos más famosos de Madrid»… Porque a lo mejor, a nadie le importa una mierda saber eso…

Antes de escribir un artículo, antes de mantener una lujuriosa relación con una palabra clave, asegúrate de que es la correcta. Porque si no lo es, no te servirá de nada escribir el mejor artículo del mundo. Las palabras clave para escritores, aunque a primera vista parezcan sencillas, no lo son. De hecho, las búsquedas de este tipo de palabras clave son bastante escasas si se las compara con las de marketing, SEO o redes sociales —y ya no te cuento si nos vamos a otras cosas—. Por eso es tan importante saber escoger tus palabras clave.

Lo dicho, has de ser muy cuidadoso con tus búsquedas. Tienes que tomarte un tiempo, igual que Ogilvy, y hacer una búsqueda de tus palabras clave. ¿Una para cada artículo? Pues sí, una para cada artículo. Es muy sencillo, solo tienes que irte al planificador de palabras de Google y buscar la palabra clave que quieras posicionar. Luego, escoges las primeras 15 y las exportas a una hoja de Excel o las copias en una nota o un documento de texto.

El problema con el planificador de palabras clave de Google es que, desde hace un tiempo, se ha vuelto mentiroso. Me explico. Si no tienes un anuncio de Adowrds en marcha, no podrás ver la cantidad de búsquedas reales de esa palabra, solo podrás ver una estimación… Algo que es un MEH! como una casa, pero que no le quita utilidad a la herramienta.

Palabras clave para escritores la risa

Aunque un post-it no está mal yo optaría por tatuarse la palabra clave en la frente, viendo lo complicado que parece todo esto para la mayoría.

Si quieres datos concretos, no desesperes, hay otras opciones para encontrar las palabras clave de tu blog de escritor sin tener que hacer anuncios o pagar servicios como Semrush. Hay muchas opciones gratuitas, a continuación te dejo unas pocas y una pequeña explicación de cada una:

  • Keyword Tool.io. Muy útil sobre todo si buscas Long Tail Keywords. Es muy completa, te permite escoger el idioma y te ofrece datos sobre posibilidades de posicionamiento —si la palabra tiene mucha competencia, si será fácil o no de posicionar—. Usa las fuentes de datos del autocompletar de Google, por lo que también te ofrece ideas para palabras clave, basadas en las búsquedas de los usuarios.
  • Ubbersuggest.org. Funciona casi igual que la anterior, aunque es mucho más simple. Coge los datos de las sugerencias de Google, por lo que la información que tengas será la que están buscando los usuarios.
  • KWFinder. Otra herramienta la mar de completa. En este caso te ofrece muchísima información de forma sencilla y limpia. Veremos las sugerencias, los principales competidores y hasta una evolución en las tendencias de esa palabra clave.

Existen muchas otras herramientas, solo tienes que buscar alternativas gratis al Keyword Planner y Google te arrojará un montón de resultados de búsqueda. Nunca te quedes con los resultados de una de estas herramientas, busca siempre, por lo menos, los de otra ya que, algunas veces, los resultados cambian.

Long Tail Keyword, la cola del vestido

Desde hace un tiempo, las palabras clave que mejor funcionan son las Long Tail. Como te he dicho por arriba, son palabras clave largas, que representan búsquedas mucho más refinadas y concretas. No es lo mismo buscar «libros» que buscar «libros de aventuras» y tampoco será lo mismo buscar «libros de aventuras escritos por mujeres». En algo tan simple como eso, puedes ver cómo las Long Tail Keyword han cambiado nuestra forma de buscar en Internet.

Google avanza, se refina y entiende mejor cómo nos comunicamos los seres humanos. Los últimos algoritmos de Google son capaces de leer casi como una persona, por tanto puede comprender nuestras preguntas y responder en consideración.

Usando el ejemplo actual, «palabras clave» sería una búsqueda normal, sin embargo, «palabras clave para escritores», sería una búsqueda avanzada y, por tanto, se trata de una Long Tail Keyword. En realidad, estas palabras claves más refinadas o más extensas, son, en realidad, la suma de varios términos comunes.

¿Por qué funcionan mejor las Long Tail Keyword? Pues básicamente porque el lenguaje evoluciona… ¿O es que tú sigues mandando telegramas? Supongo que no, ¿verdad? Seguro que eres más de Whatsapp. Pues a Google le pasa lo mismo, evoluciona y mejora. Te comprende mejor y se relaciona contigo de forma más eficiente.

Las palabras clave y tu blog de escritor

Entiendo a todos los que odian el marketing y los que están hasta pepitilla del SEO, pero amiguetes… Es lo que hay. Si quieres vender libros, tienes que entender de qué va todo esto. La cosa es así, los escritores vendemos sobre todo a través de la red, así que, aprende a ser visible.

Antes te valía con llenar tu página de palabras clave que te posicionarán. Si eras capaz de repetir unas 20 veces la palabra «libro de terror» en cada artículo, por malos que fueran estos, en un par de meses te colocabas el primero en las búsquedas de Google. Por suerte, eso ha cambiado y posicionarse es algo más complicado.

En primer lugar no te vale cualquier palabra clave. Tienes que escoger las que vas a trabajar, las que te identifican e identifican a tu contenido. Por ejemplo, si escribes sobre terror, lo suyo es que uses palabras clave como «escribir terror» o «escritor de terror». Sin embargo, si escribes fantasía y te posicionas como escritor de terror… Pues no vas a vender muchos libros, la verdad.

Palabras clave para escritores perro

Por si no sabes qué palabra clave usar: «perretes» es una keyword que funciona siempre. SIEMPRE.

Tienes que ser consecuente con lo que haces. Normalmente tendrás varias palabras clave:

  • Palabras claves principales. Será aquella que domine tu blog, por ejemplo en mi blog, ahora mismo es «copywriting para escritores».
  • Palabras clave secundarias. Que serían todas aquellas palabras clave que tienen relación con tu blog, pero son diferentes temáticas o, incluso categorías. En mi caso uso palabras clave como «escribir terror», «marketing para escritores»…
  • Palabras clave Long Tail. Son las palabras clave concretas que usamos para posicionar los distintos artículos. Estas palabras clave también sirven para posicionar, por ejemplo, un producto. En mi caso ejemplos de estas palabras clave serían: «palabras clave para escritores», «estrategia de contenidos para escritores»…

El horror de las palabras clave

Pero esto no va de meter palabras clave con embudo y hacérselas tragar a Google. Eso se acabó hace tiempo, si tienes pensado meter la palabra clave hasta en la sopa, lo mejor es que insultes a tus lectores directamente, porque el resultado va a ser el mismo —y si los insultas, al menos, te quedas a gusto—.

Te digo que será lo mismo porque Google sabe que estás metiendo las palabras clave con calzador y te penalizará. En MOLPE ya te hablé de los peligros de repetir demasiado una palabra clave así que no lo voy a repetir.

Otra cosa que no deberías hacer jamás, es usar palabras clave que no tengan nada que ver con tu temática. Si no eres escritor de fantasía, no uses «escribir fantasía», porque perderás lectores, recibirás malos comentarios y… Google te penalizará. Y si no me crees… No sé qué parte de GOOGLE LEE COMO UNA PERSONA no estás entendiendo. Usa siempre palabras clave relacionadas con tu temática, no quieras aprovechar modas, ni busques colarte en los primeros puestos usando una keyword que no va contigo.

Palabras clave para vender tu libro

Tener un blog de escritor y no vender libros, sería una gilipollez, ¿verdad? Las palabras clave para escritores, además de posicionarte y hacerte visible, te pueden ayudar a vender tu libro. Ya te he contado en alguna ocasión que Amazon trabaja como un buscador, casi como Google.

Buscar y encontrar las palabras clave adecuadas para tu libro, puede marcar la diferencia entre vender muchos ejemplares o no vender ni uno. Las palabras clave ayudarán a que tu libro se muestre en las búsquedas y permitirán que tu nombre y tu libro aparezcan en los morros de extraños, esas personas que —aunque no te lo creas— nunca han oído hablar de ti.

palabras clave puntería

Más o menos, así de cerca estáis de acertar con la elección de palabras clave.

Si quieres saber cómo usar las palabras clave en Amazon aquí te dejo unos consejetes rápidos:

  • Haz una lista. Tómate un tiempo para pensar en las palabras clave que definen tu libro. Trata de ir un poco más allá de lo típico, supera el género. Un libro sobre «dating para hombres» puede ser mejor que uno solo de «dating».
  • Pon a prueba tus palabras clave en Amazon. ¿Cómo? Muy fácil, escribe cada una en la barra de búsquedas de Amazon. Hazlo muy despacio, de letra en letra y observa las recomendaciones que Amazon te va dando. Si pones una «S», la primera recomendación es «sapiens», seguida de «Stephen King». Observa estos resultados, porque te pueden ayudar en tu búsqueda.
  • Cruza los datos. Prueba a buscar esas mismas palabras clave en el Keyword Planner de Google. Analiza cual de las palabras o frases tiene más búsquedas o es más popular. También puede que descubras nuevas palabras clave.
  • Siempre que puedas pon la palabra clave en el título o en el subtítulo. No siempre vas a poder, mucho menos si escribes ficción… Pero quizá puedas poner como subtítulo: Una épica fantasía vikinga te ayude a posicionarte —y si cambias épica por cachonda, estás ante un best-seller—.
  • Algunas palabras clave son géneros. Los géneros suelen ser buenas palabras clave, cada género es una palabra clave y, además, es también una categoría. Úsalas con cabeza y te serán de gran ayuda para posicionarte.

Trata de no implementar información extra, evita duplicar información que aparezca en la metadata y, sobre todo, no seas mentiroso. Si tu novela no es erótica, no uses palabras claves de literatura erótica o estarás estafando al personal. Una escena en la que tus personajes echen un pinchito, no convierte tu libro en erótico.

Lo mismo te digo con echarte el moco. Ni se te ocurra usar nombres de autores conocidos como palabra clave. Esto, no es broma, lo he visto hacer y es horrible —más feo que tirarse un pedo en un ascensor y culpar al perro—. De entrada, hacer eso te convierte en un gilipollas porque te estás poniendo el listón altísimo. Si me dices que tu libro es como uno de Stephen King y, además, lo refuerzas con palabras clave, yo espero encontrar un libro de Stephen King o de una calidad similar… Luego, cuando te lea te juzgaré como a King y tú no eres King… No lo hagas.

Hasta aquí el tema de las palabras clave para escritores. Desde luego da para más, incluso para una serie de artículos, sobre todo, si queremos tener en consideración las palabras clave en Amazon, algo que yo —que no he autopublicado nada aún— no controlo tanto. En fin, espero haber aclarado todas las dudas y si no ha sido así, no tienes más que preguntarme lo que quieras sobre palabras clave y te responderé, aprovecha.